La Marina de Guerra del , a través de la Autoridad Marítima y de la Capitanía de Puerto de , realizó un operativo de policía fluvial en el río Napo, donde intervinieron a una embarcación en la que se encontró drogas y armas ilícitas.

El hecho ocurrió cerca a la localidad de Mazán de la provincia de Maynas, en la región . El operativo tuvo como saldo dos delincuentes heridos, luego de que intentaron enfrentarse a las autoridades a balazos.

Un efectivo también resultó herido y tras, controlar la situación, fue rápidamente evacuado a la ciudad de Iquitos para ser intervenido. Un tercer delincuente se dio a la fuga.

En el lugar se incautó un fusil de asalto M-4, un fusil automático ligero AR-15, una subametralladora y munición. También aproximadamente una tonelada de estupefacientes.

En la operación participaron la Dirección Antidrogas (Dirandro) de la Policía Nacional y el .

Tras lo ocurrido, la Marina de Guerra del Perú reafirmó su firme compromiso de continuar velando por la protección de nuestra Amazonía reprimiendo toda actividad ilícita que se presente en los ríos de su jurisdicción.